Síndrome de Asperger

Síndrome de asperger

Trastorno o síndrome de Asperger

El síndrome de Asperger es un trastorno neurobiológico del desarrollo, que se incluye dentro de los trastornos del espectro autista. A diferencia del autismo clásico, los niños con Síndrome de Asperger pueden no presentar ningún retraso en el desarrollo del lenguaje y suelen tener un vocabulario elevado a etapas tempranas. Tampoco suelen presentar retrasos en el desarrollo cognitivo, por lo que su inteligencia es igual o superior a la media. Como ocurre con cualquier otro trastorno, no existen dos niños iguales y cada caso puede tener características específicas, si bien todos ellos presentan problemas en tres aspectos del desarrollo: habilidades y relaciones sociales, en el uso comunicativo del lenguaje y en tener comportamientos repetitivos y perseverantes con una limitada gama de intereses.

Las características principales del niño con Síndrome de Asperger son:

  • Falta de interés en relacionarse con niños de su misma edad.
  • Ausencia de juego interactivo y social.
  • Lenguaje excesivamente mecánico, que sólo supone problema a la hora de utilizarlo con fines comunicativos.
  • Tono de voz monótono, pausado, excesivamente alto…
  • Dificultad para reconocer las emociones propias y las de las demás personas.
  • Intereses muy restringidos y limitados: horarios de trenes, colecciones de objetos poco usuales…
  • Comportamientos inadecuados socialmente.
  • Baja tolerancia a la frustración y grandes rabietas ante cambios inesperados en la rutina (Rigidez excesiva).
  • Fijaciones hacia temas u objetos concretos – Obsesiones.
  • Comprensión literal del lenguaje (dificultad para entender ironías, hacer inferencias…).
  • Ausencia de contacto ocular y pobre expresión facial y gestual
  • Torpeza motora.
  • Aleteo repetitivo con los dedos, manos o pies.
  • Baja motivación y problemas escolares.
  • Agresividad.

En algunos casos el S.A. va asociado a otro tipo de trastornos y patologías, como por ejemplo: Trastorno de déficit de atención con/ sin hiperactividad, trastorno obsesivo compulsivo, trastorno específico del lenguaje, ansiedad, depresión, problemas de autoestima…

Es necesario hacer una evaluación exhaustiva de cada niño, a través de la observación directa y de la información aportada por los familiares del niño para enfocar a cada caso concreto el tratamiento necesario.

BLOG DE NOTICIAS

Últimas noticias en psicología

Captura de pantalla 2021-01-13 a la(s) 11.16.27
Vacío en el nido. Videoclip sobre bullying

El videoclip “Vacío en el nido” expresa las huellas emocionales que deja el acoso escolar.

cerebro emocional
Cerebro emocional y racional

Normalmente, hay un equilibrio entre nuestra parte emocional y racional, es decir, la emoción da forma a la mente racional y la razón se encarga de ajustar o incluso censurar las decisiones emocionales.

Presentación1
Mindfulness en casa II: Práctica para niños

En esta segunda parte de “mindfulness en casa”, daremos a conocer distintos juegos para poder llevarlo a cabo con los pequeños y poder disfrutar en familia.