Consecuencias físicas y psicológicas de los conflictos interpersonales

“Tener problemas con las personas de nuestro entorno puede afectarnos física y psicológicamente.Diversos estudios han demostrado que las personas que tienen conflictos con personas allegadas pueden sufrir problemas de hipertensión e incluso problemas cardíacos, principalmente a partir de los 50 años, siendo las mujeres el sector de población más vulnerable.” https://www.20minutos.es/noticia/2154097/0/discusiones-pareja/como-afectan-salud/fisico/

A nivel psicológico, el aumento de la ansiedad, la disminución del estado de ánimo y la baja autoestima son las consecuencias psicológicas más habituales de vivir rodeados de conflictos interpersonales.

¿Cómo actuamos cuando existe un conflicto? 

“Lo primero que nos planteamos es qué debemos hacer para arreglar el conflicto, intentando buscar una solución. El primer impulso que tenemos es el de arreglar la situación. Sin embargo, no solemos plantearnos qué no debemos hacer. ¿Por qué no lo hacemos?

  • Porque habitualmente no observamos las consecuencias de nuestro comportamiento, nuestras actitudes, palabras y su efecto sobre los demás.
  • Porque deberíamos centrarnos en cómo actuamos impasiblemente a las consecuencias de nuestros comportamientos, evaluando si la causa la encontramos siempre en el otro o si alguna vez lo hacemos en nosotros mismos también.
  • Deberíamos preguntarnos a menudo qué tengo que ver yo con lo que está pasando. Y es que muchas veces intentamos poner solución con nuestra mejor intención y, sin embargo,  empeoramos la situación. Para ello, podemos hacer memoria y basarnos en nuestra experiencia pasada para comprobar si alguna vez hemos aplicado lo que pensábamos que iba a ser solución, y lejos de encontrarla, se convertía en un problema mayor.”https://elpais.com/elpais/2019/02/19/eps/1550592680_150718.html

En resumen, aprender a no ofrecer ningún tipo de solución también es dar una solución o una respuesta. Pero para poder llegar a dicho razonamiento y a esta forma de comportarnos, debemos tener fortaleza, seguridad, demostrar buena autoestima y no dejarnos llevar por la opinión que puedan tener los demás de nosotros mismos.

“¿Por qué las relaciones interpersonales pueden resultar dañinas?

  • Porque experimentamos complejo de inferioridad respecto a quienes consiguen más que nosotros.
  • Porque nos sentimos injustamente tratados por personas a las que ayudamos y queremos y no nos corresponden como esperamos.
  • Si intentamos complacer a los demás para obtener su aprobación.”https://elpais.com/elpais/2019/04/03/eps/1554313267_031677.html

Muchas personas pueden tener miedo al conflicto., que viene de la mano de pensamientos irracionales asociados al bloqueo a la idea de hacer el ridículo. Pero si no afrontamos el conflicto por ese miedo, la situación se agravará aún más.

Normalmente lo que temen estas personas es la discusión, sobre todo si saben que la otra persona o incluso ellas mismas pueden dejarse llevar por la ira, la rabia , el estrés…

Lo más importante es saber identificar las situaciones que nos llevan a afrontar la ira o el estrés para manejar esta emoción y no sufrir sus consecuencias. Debemos aceptar que el conflicto forma parte de la vida y que es importante saber gestionarlos de una manera adecuada.

Además de la gestión emocional, las habilidades comunicativas son también importantes: saber comunicarnos  correctamente y saber escuchar; reconocer  emociones propias;  tener habilidades de negociación y autocontrol, en resumen, puede ayudarnos a lidiar con los conflictos y a perder el miedo a los mismos.